Noam Chomsky: Premisas para la deseducación

Según Noam Chomsky, frente al concepto tradicional de enseñanza de la época de la Ilustración, lo que ahora estamos presenciando es una escuela cuya función es adoctrinar a los jóvenes y anular su capacidad de pensamiento crítico. Control social, conformismo, entrenamiento para aprobar exámenes en vez de fomentar la investigación creativa…

Noan Chomsky: El objetivo de la educación: La deseducación

Personalmente me parece sumamente interesante este vídeo en el que se recogen muchos de los ítems que constantemente leemos o escuchamos a los expertos que nos hablan de una nueva educación. En este sentido, me gustaría concretar tres puntos fundamentalmente que, para mí, son relevantes para entender qué está pasando actualmente en el sistema educativo y focalizar un nuevo sistema educativo:

  1. Noam Chomsky diferencia dos propósitos en la educación:
    1. En primer lugar, la educación tradicional que bebe directamente de la Ilustración centra su objetivo de vida en la investigación y la creación, en la búsqueda de la riqueza del pasado, en la interiorización de aquellas partes que son significativas para uno mismo, en la búsqueda constante de comprender más a nuestra manera… En definitiva, aprender por uno mismo.
    2. En segundo lugar, la educación de hoy centrada en el adoctrinamiento busca colocar a las personas desde la infancia en un marco de referencia en el que tienen que acatar órdenes, aceptar estructuras existentes sin cuestionarlas, etc. Es decir, aprender a ser sumisos.
  2. Por lo que se refiere al impacto de la tecnología, Noam Chomsky nos explica, y estoy muy de acuerdo, que “la tecnología es algo neutro (…) Si no se sabe lo que se está buscando, si no se tiene idea de lo que es relevante, si no existe la condición de cuestionarse una idea” Internet no sólo no sirve para nada sino que además puede resultar dañina como generadora de dogmas. Lo importante a la hora de relacionarnos con la tecnología y de aplicarla en la educación debe ser buscar lo significativo; en este sentido, el sistema cultural y educativo debe ser activo, dispuesto a cruzar fronteras.
  3. Lejos de inducir a la desaparición de los exámenes, Noam Chomsky nos habla de ellos como una herramienta complementaria que puede ser muy útil para ubicar (orientar) tanto al alumno como al profesor en el “¿cuánto se sabe sobre…?”. Sin embargo, los exámenes jamás deben ser el objetivo propio de la educación (muy al contrario de como está pensado nuestro sistema educativo, en verdad). “La enseñanza debe inspirar a los estudiantes a descubrir por sí mismos, a cuestionar cuando no estén de acuerdo, a buscar alternativas si creen que existen otras mejores, a revisar los grandes logros del pasado y aprenderlos porque interesa”. Una educación basada en los intereses de las personas para construir su propia “ruta de aprendizaje“.

Estos tres aspectos pueden concretarse en una sola idea que constantemente se repite a lo largo de todo el vídeo: la necesidad de cambiar de paradigma educativo y empezar a centrar la educación en las personas, permitiendo la realización personal a partir de los intereses particulares. Desde la pasión los estudiantes pueden desarrollar sus propios talentos, aprendiendo a ser autónomos en el aprendizaje y en el desarrollo personal. El paso del sistema educativo predominante actualmente a un nuevo sistema educativo pasa, en este sentido, por la deseducación.

¿Qué conclusiones más extraes del vídeo que te adjunto en este post? ¿Qué opinión te merece estos tres puntos que destaca Noam Chomsky de la educación? Como siempre vuestros comentarios son más que bien recibidos. ¡Os leo!

Anuncios

Acerca de JuditMF

Psicóloga educativa (col. núm. 19373). Educadora emocional. Psicóloga coach. Ver todas las entradas de JuditMF

19 responses to “Noam Chomsky: Premisas para la deseducación

  • Rogelio Rios

    Exelente artículo,la educación oficial en mi país (México) es una fábrica de semianalfabetas que obedecen sin cuestionar ni protestar por nada,por eso tenemos gobiernos tan malos y corruptos

    • JuditMF

      En España pasa algo tremendamente parecido. Quizás se trate de un mal político común 😦 ¡Saludos Rogelio!

  • AngeD

    ¿Por qué Chomsky reconoce pero no idealiza los avances tecnológicos actuales frente a los avances de los siglos pasados?
    ¿Por qué el acceso a la información no basta para conocer y ser un profesional?
    ¿Por qué Internet no nos da por sí solo ningún conocimiento significativo?
    ¿Por qué es esencial tener un marco de referencia antes de buscar algo por internet?
    ¿Qué significa tener un marco de referencia?
    ¿Por qué Chomsky define a la educación como el arte de cultivar la capacidad de buscar lo que es significativo y cuestionar si estamos en el camino correcto?

    • Judit Mercedes Fernandez

      Estimada AngeD,
      En primer lugar agradacerle la paciencia por leerse el post y el tiempo dedicado en cuestionarse algunos puntos. Formula usted muchas preguntas pero todas ellas tienen un sustrato común por lo que la primera respuesta pasa por recordar que las máquinas, para bien o para mal, aun dependen del ser humano. Esto implica necesariamente dos cosas: Por un lado, aunque los nuevos avances centran los esfuerzos en la web 3.0 (conocida también como la web semántica) con el objetivo último de implementar una web más inteligente capaz de “dialogar” con el usuario, las máquinas en realidad no son inteligentes lo cual conlleva una capacidad resolutiva de éxito realmente limitada; es el usuario el que debe afinar la búsqueda. La diferencia entre la máquina y el libro reside en la forma de crear la información, pero una vez almacenada, la funcionalidad entre un libro y un ordenador (salvando la comodidad, la accesibilidad y la capacidad de almacenaje) no varía. Los avances tecnológicos realmente no han supuesto un cambio de paradigma para la información que sigue necesitando de la inteligencia humana para ser útil. Para ser un buen profesional, por tanto, no se trata de acceder a la información sino de saber acceder de una forma crítica y ergonómica y, por ende, para ser un buen docente no basta con volcar los conocimientos sobre el alumnado sino en facilitarles guías de acceso a la información desarrollando competencias que les ayuden a filtrarla, procesarla, criticarla e, incluso, construirla.
      Por otro lado, las máquinas tampoco tienen habilidades emcoionales ni sociales y además están vacías de cultura. Las emociones (y, por tanto, los significados), por el momento, siguen estando entre las personas. Somos nosotros los que decidimos qué es bueno o malo para nosotros, que coincide con nuestra forma de sentir, etc. Si no desarrollamos la capacidad de autoconocernos perdemos la perspectiva crítica y, entonces, cualquier información puede ser “buena” para nosotros, aunque se trate de un dogma que nos perjudique (el principio de toda secta). La escuela, por tanto, tiene el papel de velar por el desarrollo íntegro de los educandos, no sólo cognitivo o intelectual, para educar personas capaces de gestionar la información. A esto se le llama construir un marco de referencia.
      Desde un marco de referencia constructivo (y no destructivo como el de la ignorancia), somos capaces de mirar críticamente a nuestra sociedad, a nuestros políticos, a nuestra economía, a nuestra cotidianidad colectiva e individual y, por tanto,capaces de construir una realidad social mejor. Y la educación juega un papel fundamental para alcanzar esta capacidad “visionaria”, supongo que por eso se empeñan en destruirla.
      Espero haberle aclarado las dudas. Si no es así, insista 🙂
      Reciba un cálido abrazo,
      Judit Mercedes Fernández

  • Juli Pérez

    Un document excepcional. Gracias por compartirlo. Sin embargo, tengo dudas: una juventud como la nuestra -educada con el ejemplo de pelotazos económicos, placeres consumistas y adicciones a pulsiones tecnológicas- ¿Está preparada para afrontar una instrucción basada en el reto y el crecimiento personal? Mi experiencia de veinte años como docente y psicólogo es, en este sentido, decepcionante. Una caída en el vacío que ya dura muchos años. Envidio la fe de Chomsky…

    Gracias de nuevo.

    • Judit Mercedes

      Buenas tardes Juli,
      Entiendo perfectamente tus reticencias: el pez que se muerde la cola. ¿Por dónde iniciar el cambio?
      Mi trayectoria personal y profesional me marcan (a mí) un único camino: el cambio sólo lo puedo hacer en mí. Tanto personal como profesionalmente procuro ser ese cambio que quisiera ver en la sociedad. Creo firmemente que la educación es un modelo, y que lxs educadorxs somos el ejemplo a seguir. Procuro centrarme en esto, en el presente, en el hoy.
      Que otrxs se contagien o rechacen lo que hago es una decisión lícita de ellxs. Al final, la suma de todas aquellas personas que contribuyan al cambio (o multicambio) facilitará la transformación social, o la suma de todas aquellas personas que contribuyan al estancamiento nos facilitará la permanencia.
      Que cada cual decida en qué lado quiere estar, de manera coherente y consciente, independientemente de lo que hagan los otros.
      ¿O no? 🙂
      Un beso,
      Judit Mercedes

      • Juli Pérez

        Envidio tu fe, Judit. Uno puede adoptar una actitud positiva en la escuela pero la realidad es la que es: proyectos educativos con una gran volatilidad en el tiempo, modificación periódica de los marcos legales, cambios constantes en los equipos docentes… Es la sensación de estar comenzando desde cero contínuamente…

        El hombre ilustrado buscaba el crecimiento personal y su liberación como individuo a partir de la razón. La conflictividad en las aulas y la mala imagen social de los docentes me permite intuir que el ser humano posmoderno se ha creído que la felicidad y la realización personal se consiguen a través de la competitividad, no de la cooperación. Ojalá mi experiencia me permitiese ser más optimista… Saludos.

      • Judit Mercedes

        Entiendo perfectamente tu postura Juli: el tiempo que fue no se puede cambiar, lo que vimos y vivimos fue y es inmutable. La fe habla del futuro, lo que vendrá; nuestra incidencia en el futuro es minúscula y poco podemos actuar sobre él. Pero la cuestión verdaderamente importante es: ¿qué podemos hacer ahora, con el tiempo que se nos ha dado?

  • Meta educativa: de lo individual a lo social « Psicopedagogía crítica

    […] Barreras Mundet, con mucha razón, apuntaba que la frase “una educación basada en los intereses de las personas para construir su propia ruta de aprendizaje“ debería matizarse puesto que la educación, en un sentido amplio, tiene un alto componente […]

  • El objetivo de la educación: La deseducación « Apuntes Prácticos

    […] y activista norteamericano Noan Chomsky sobre la educación tradicional. Una buena reseña: Noam Chomsky: Premisas para la deseducación CompartirStumbleUponFacebookTwitterPinterestMe gusta:Me gustaSé el primero en decir que te gusta […]

  • Noam Chomsky: Premisas para la deseducación | Espacio de Jorge Soto

    […] presenciando es una escuela cuya función es adoctrinar a los jóvenes y anu…Via juditmercedes.wordpress.com Share this:Share on TumblrMe gusta:Me gustaSé el primero en decir que te gusta esta post. Esta […]

  • roibam

    Noam Chomsky ha sido hasta el momento un detractor crítico del sistema capitalista en EU, él más que nadie ha vivido como académico e investigador, como ese sistema político económico cultural, ideológico y educativo entre otros, ha venido configurando un estatus social de control sistemático predeterminado que acata normas, es disciplinado, trabajador, unido hasta cierto punto para defender sus intereses de clase, raza o credo, pero cuando existen condiciones que deterioran el contexto vital inmediato de los ciudadanos, la supervivencia, la indignación y la resistencia civil se expresa y manifiesta en varias maneras y formatos. Toda esta estructura ideológica ha tenido repercusiones a nivel mundial, sobre todo para América Latina, en el caso concreto de la educación, ahora con su nuevo perfil hacia el modelo basado en las competencias, retomo un proyecto de la OCDE, que aborda seis escenarios que van a repercutir en el futuro de las escuelas y universidades. Se me hace aventurado pensar que mediante la implementación e imposición de este modelo de competencias podrán resolverse gran parte de los problemas actuales relacionados con el trabajo, la salud, nutrición, formación de recursos humanos cada vez mayor calificados y certificados. Se supone que para el 2020, se va a realizar un balance de lo que se logro con ese modelo a nivel mundial, pero como van las cosas, se sigue observando un fuerte desempleo, se acrecienta un difícil acceso a estudios de educación superior para la gran mayoría y su posterior incorporación a un mercado de trabajo competitivo y globalizado. En cuanto al uso y utilización de las TIC, la realidad es que si ha moldeado el comportamiento de los individuos y de los grupos sociales, en diferentes entornos: familiares, sociales, de trabajo. académicos, profesionales, de investigación, militares, de seguridad nacional, etc., pero también es cierto que estas herramientas pueden significar una espada de Dámocles que puede o no repercutir de manera negativa en las condiciones y calidad de vida de sus pobladores, pero también significa una nueva revolución histórica a la que tenemos que estar atentos, preparados e informados, entre otras cosas.

  • Marcial Pérez

    Me interesa lo que dice acerca de los dogmas, algo que construye creencias y barreras que atemorizan y dificultan el aprendizaje, algo que debería ser altamente atractivo. El sistema educativo actual pareciera diseñado para deseducar masas, así las controlan mejor. Por eso nuestra propuesta: Pasión por Aprender, un Taller de Motivación al Aprendizaje basado en Neurociencias. Sin embargo, escuelas y universidades son muy refractarias a estas propuestas porque no tiene docentes ni directivos formados para comprenderla, no descubren significatividad porque la brecha del conocimiento entre lo que saben y los últimos hallazgos de las neurociencias es enorme. Quizás la única salida al problema sea que las escuelas se vean obligadas a medir sus resultados de manera confiable. Esto es, en términos de su resultados, que deben garantizar calidad de aprendizaje y cantidad de individuos que aprendieron. Sólo así buscarán nuevas formas que revolucionen la educación. Un gusto, Marcial Pérez

    • Judit Mercedes

      ¡Muchas gracias Marcial!
      Te sigo desde el grupo de Facebook, altamente recomendable 😉

      Las disciplinas que pueden arrojar luz a la concreción de una nueva educación bajo una concepción tradicional (Ilustración) como de la que habla Noam Chomsky en el vídeo son múltiples y variadas. Así, la neurociencia tiene mucho que aportar.
      No obstante, no podemos pretender que los profesores conozcan absolutamente todo sobre todas las disciplinas, porque sería inabarcable. En ese sentido, creo que nuestra labora también consiste en buscar de qué manera podemos contribuir o cómo podemos colaborar para facilitar su trabajo con los educandos.

      Recibe un cálido abrazo,
      Judit Mercedes

  • Noam Chomsky: Premisas para la deseducación « juandon. Innovación y conocimiento

    […] Via juditmercedes.wordpress.com Valora esto: Me gusta:Me gustaSé el primero en decir que te gusta esta post.   […]

  • Javier Legarreta

    Coincido plenamente en esta deseducación que estamos viviendo actualmente en nuestras escuelas y universidades, citando a sir Ken Robinson “las escuelas están matando la creatividad” y en ella reside el progreso y la evolución de nuestra sociedad.

    Quizás el objetivo erróneo de las escuelas que desde hace años las “malguia”,¿tenga su origen a la necesidad de la época industrial de adiestrar muchos operarios para trabajar toda su vida en una misma máquina? ¿en determinados sistemas políticos tratando de tener una población obediente y aborregada? No sé, creo me falta cultura y perspectiva para conocer el motivo, pero si creo que finalmente ha derivado en el sistema actual, que no provoca el aprendizaje real de las personas, ni tampoco el necesario interés por aprender … si para un niño, desde pequeño, aprender significa, como se indica en el post, aprobar un examen para lo que memorizo un montón de conceptos, los cuales no importa olvidar posteriormente ¿qué motivación por este “aprender” se puede tener?

    Por desgracia, creo que uno de los principales problemas es que la sociedad en general no es consciente de este error de base en el sistema educativo, incluidos los que nos gobiernan, con lo cual difícilmente se le puede poner remedio.

    Por otro lado, romper con lo establecido siempre ha sido cuestión de valientes … cabe pues reunir tres condiciones: ver el problema, ser valiente y estar en disposición o cargo para poder cambiarlo. … Por favor señores que nos gobiernan, sobre todo, responsables en educación … piensen un poco a donde vamos y a donde deberíamos ir.

    • Judit Mercedes

      ¡Buenos días Javier!
      En primer lugar darte las gracias por tu comentario. Desde mi perspectiva creo que recoges algunos puntos interesantes de responder:
      Efectivamente, el origen del propósito del sistema educativo centrado en el adoctrinamiento se remonta a la Revolución Industrial; por aquel entonces la escuela cumplía con una función clara y útil para la sociedad: cubrir unas necesidades económicas y sociales basadas en el orden, la repetición y la estabilidad.
      El problema de la educación de hoy es que no cubre las necesidades económicas reales de nuestra sociedad del siglo XXI, altamente dinámicas (lo que ayer era válido no tiene porqué serlo hoy). Por tanto, no podemos educar en patrones de orden, repetición y estabilidad, ya que esto sólo conduce a un adormecimiento de la ciudadanía que, más que nunca, necesita estar despierta.
      Para empezar, los niños necesitan aprender a ser flexibles con los cambios; para ello, como bien indicas, la creatividad es una de las competencias claves que debería estar presente en el día a día de una escuela.
      El futuro de las profesiones y los puestos de trabajo son inciertos, ya que se van adaptando a la realidad económica y social del momento; en este sentido, se hace imprescindible entender que debemos educar para una ciudadanía que trabajará en profesiones que hoy no existen. Bajo esta premisa se introdujo un sistema educativo basado en competencias (cosa que a mí me parece muy acertado); sin embargo, creo que los errores de implementación en este sentido se han ido multiplicando. A mi modo de entender, falta terminar de definir qué competencias tenemos que desarrollar (creo que no son ni de lejos exhaustivas las que el sistema educativo tiene planteadas), y facilitar nuevas metodologías de acuerdo con este nuevo sistema. Personalmente, me parece una paradoja pretender educar en competencias y seguir hablando de asignaturas en la escuela…
      La nueva realidad social, también necesita de una ciudadanía (auto)crítica ya que los cambios siempre conllevan tomar decisiones de relevancia para el futuro más inmediato. Sin embargo, la escuela de hoy no educa en el librepensamiento ni en el espíritu crítico sino que, al contrario, mantiene los roles activo para el educador y pasivo para el educando propios de la escuela de la Revolución Industrial. Este planteamiento es totalmente anacrónico con la realidad presente.
      Las tecnologías, el artefacto social que más cambios ha introducido en nuestro panorama, implican también competencias para saber tratar la información. Si bien en este punto el sistema educativo parece estar moviéndose, aun queda mucho trabajo para implementar unas metodologías y unos objetivos de aula realmente eficaces.

      Por último, me gustaría destacar un aspecto para la revolución educativa. A menudo solemos creer que la educación es responsabilidad de nuestros gobernantes ya que la ley, al final, es la que nos pone trabas para el cambio. Yo soy del parecer de que la sociedad se construye de la cotidianidad de la ciudadanía, es decir, que la sociedad es el consenso de nuestra práctica diaria. Esta percepción nos confiere un poder de acción ilimitado. De aquí que el cambio educativo sólo sea posible, desde mi perspectiva, cuando todos los responsables de la educación (profesionales, familias y alumnado) empecemos a actuar “como si”…, dejando al margen la realidad política de nuestro país. No se trata de hacer barricadas, sino de empezar a enseñar y a aprender desde nuestra coherencia.
      Todo cambio social empieza en nuestra mentes y continúa en nuestra acción. La ley es lo último que cambia SIEMPRE. Echemos un vistazo a la historia 😉

Tu opinión es importante para nosotras

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

Aula EdEm

¿Te atreves a diseñar tu interior?

A %d blogueros les gusta esto: